Fomentar el habla de tu bebé

Fomentar el habla de tu bebé con cuentos

Necesitas quitarte la pena y atreverte a hacer el ridículo, pensando que es por el bien de tu peque.

Adiós mitos

Alguien me dijo que no le cortara el cabello a mi bebé porque no iba a hablar o se tardaría más en hacerlo. Si tú has escuchado algún consejo como este, te tengo buenas noticias: puedes tomar tus tijeras y darle fin a esos pelos necios que te vuelven loca, porque es un mito completamente falso.

Lo que sí es real es que así como hacemos ejercicios con ellos para fortalecer sus piernas, brazos, abdomen, etc, para que se giren, se sienten, gateen y caminen, también es importante ejercitar los músculos de su boca y su lengua para fomentar el habla.

Recuerda que el habla y el lenguaje son cosas distintas. El lenguaje es la capacidad de comunicación y el habla es la expresión verbal. 

 

Fomentar el habla de tu bebé

El habla es imitación

Para ayudar a tu bebé con este proceso tan complejo, del que después te vas a arrepentir porque vas a querer que se calle, primero te recomiendo que le realices un estudio auditivo que se llama “Tamiz Auditivo”, que te servirá para saber si tu bebé percibe los sonidos adecuadamente o necesita algún tratamiento en particular.

Este estudio es importante, porque a veces nos frustramos muchísimo porque nuestro bebé no habla, pero en realidad lo que pasa es que no está escuchando bien.

El habla se da por imitación, tanto sonora como visual, por eso, si uno de estos dos elementos no está funcionando de forma adecuada, es importante buscar alternativas.

Es por esto que muchos bebés nacidos en pandemia tienen dificultades del habla, pues el uso del cubrebocas dificulta que los niños vean el movimiento de los labios al hablar.

Si no es su caso, aquí te van unos consejos muy fáciles de hacer y que además te van a ayudar a conectar con tu bebé, divertirse muchísimo juntos y llenarte de ternura. Recuerda tener la cámara a la mano porque amarás esta etapa.

Fomentar el habla de tu bebé

 

Atrévete y diviértete

Primero es importante que pierdas toda pena y estés dispuesta ser completamente ridícula, así es la maternidad hermana, a veces fiera, a veces payaso. 

Busca libros de animales, de todo tipo, desde los de National Geographic, hasta de dibujos animados, no te claves con que si son para su edad o no. Yo prefiero los que son con fotografías reales de los objetos. Te dejo unas opciones por aquí.

Siéntate con tu bebé en la cama o en el piso, señala cada animal que veas en el libro, di su nombre y el sonido que emite el animal: la vaca ¡muuuu! El pato ¡cuack! El león ¡roar!

Recuerda siempre decir la palabra junto con el sonido: ¡guau guau! Perro, porque luego llegan a los 5 años y le siguen diciendo miau al gato.

Tu bebé se va a entretener muchísimo escuchándote hacer el sonido de los animales y poco a poco verás cómo empieza a imitarte e intentar también hacer esos sonidos. Vas a morir de ternura.

Hacer esto, ayudará a que tu bebé trabaje los músculos de la boca, la lengua, conozca y module su voz.

Antes de hablar, los bebés cantan

Otro tip es cantar y cantar y cantar. Te sorprenderá cómo se mueve y trata también de cantar contigo. Además las canciones nos ayudan a gesticular, expresar con nuestro cuerpo y aprender.

Por ejemplo, a mi bebé le cantábamos mucho la canción de “cabeza, hombros, rodillas, pies” en inglés y español y se aprendió esas partes del cuerpo muy rápido ¡en los dos idiomas! Cuando le preguntábamos ¿dónde está tu cabeza? Se señalaba esa parte del cuerpo.

 

Fomentar el habla de tu bebé

 

 

Ponle sonido a todo

Las onomatopeyas son tus mejores aliadas, porque además de ayudarle a tu bebé a entrenar sus músculos bucales, le darás una herramienta de comunicación que te facilitará la vida en lo que aprende a hablar.

Desde el sonido del automóvil, hasta las emociones. Por ejemplo, puedes decirle: Ya nos vamos a pasear en el coche ¡run run run! Y en el caso de las emociones: Triste ¡bua!, Enojado ¡grrr!, Feliz ¡jajaja!

Apóyate con los libros de cuentos; en lugar de leer el texto, describe todo lo que hay en las imágenes: mira una casa, una niña, su falda rosa, las nubes, etc.

Esto le ayudará a conocer más palabras, también le puedes agregar sonidos a los objetos ilustrados, como los aviones, la lluvia, etc. Y las emociones de los personajes: mira, el niño se está riendo ¡ja ja ja!

 

Fomentar el habla de tu bebé

Habla y lee como loca

También te recomiendo que describas todo lo que haces o vas a hacer. La mejor forma de ayudarles a hablar es hablando. Así que si todo el día te está escuchando hablar, más rápidamente se va a soltar.

Sobretodo a la hora del baño, repite una y otra vez las partes de su cuerpo: te lavo los pies, brazos, pecho, etc. Para que rápidamente identifique estas palabras y cuando algo le incomode, te lo pueda expresar. 

Lee cuentos y cuentos y más cuentos. Esto le ayudará a desarrollar el habla, a elevar su concentración, fomentar su imaginación y ampliar su vocabulario.

Tu bebé va a querer leer el mismo libro un millón de veces, está bien, repítelo un millón de veces, está aprendiendo y la forma de hacerlo es por repetición, así que aunque a ti ya te aburrió El Reino Animal 3, ni modo, sigue haciendo como león 100 veces más.

Hasta hace pocos meses, mi bebé comenzó a aceptar que le lea cuentos, antes de eso, me quitaba los libros de las manos y los jugaba. Lo que yo hacía era lo que te dije arriba, describir las ilustraciones y hacer sonidos, una y otra vez, así se entretenía horas.

Ahorita que tiene 2 años ya me deja leer, medio escucha, medio me interrumpe describiendo lo que ve en las ilustraciones. Lo que hago primero es leer el cuento, en la segunda ronda describo lo que vemos y en la tercera le pido que ella me lea el cuento a mí y aquí es donde más me divierto.

 

Fomentar el habla de tu bebé

Todo a su tiempo

Y finalmente un consejo para toda tu maternidad: cada ser humano tiene sus propios tiempos. Hay niños que gatean más rápido que otros, hay quienes nacen con dientes y otros que les sale cabello hasta el año. 

Se paciente con tu bebé, hablará a su tiempo, cuando esté listo. Mientras disfruta el viaje, permítete sentirte ridícula mientras haces sonidos de animales o sientes que hablas sola todo el día.

 

Fomentar el habla de tu bebé

 

Suscríbete al newsletter